sábado, 25 de abril de 2009

LA PIXELIZACIÓN SENTIMENTAL




Este relato breve se escribió hace ya unos meses, lo escribí por varios motivos, uno de ellos fué la noticia que saltó a los medios de comunicación de una mujer llamada Inmaculada Echevarría.
Esta mujer debido a su situación de inacapacidad casi absoluta pidió a las autoridades su derecho a poder decidir..., meses más tarde, después de que la junta de Andalucia autorizara que la descononectasen del respirador artificial, vio cumplido su sueño


LA PIXELIZACIÓN SENTIMENTAL


Baja la vista y mira la foto de la revista que tienes entre las piernas, mira la foto de la derecha, la de la chica.
Tu no los ves, pero hay miles, millones de píxeles, puntitos de colores, uno junto a otro como un rompecabezas de cubos.Y al final forman una imagen, pero solo eso, una imagen.
Ahora levanta la cabeza y la giras. Ahí tienes la identidad.Esa señora mayor que esta junto a ti en el pasillo del autobús acaba de subir.No tiene resolución, ni píxeles, la bolsa del supermercado que lleva en la mano la acaba de llenar hace unos minutos con fruta que han tirado al contenedor los empleados del súper al cerrar.
No, no se cambia, no la puedes pasar a escala de grises, su vida ya es bastante gris, ya ha pasado por los 10 porcentajes del blanco al gris que tiene tu ordenador.
Hoy has llegado a casa a las 10, ayer te cambiaron el turno ¿ y que vas a hacer ?, tenías planes para esta noche. Olvídalos, ya los harás otro día.
La chica que conociste en el videoclub no se va a olvidar de tus ojos, la mirada que te echó cuando salías a la calle, tú ni la viste.
Hazte un sándwich, tienes hambre pero con la hora que es, no te quieres complicar, y mañana a madrugar. Te pesan las piernas.Turno de mañana, a verle la cabeza al de enfrente con los auriculares oyendo reegueton mientras va metiendo los muelles en las piezas y las vuelve a dejar en la cadena.Como en la tele no hacen nada bueno, coge el sándwich y la lata y conéctate a Internet un rato.
Y aunque joven y precario, eres un joven informado, métete en el periódico que estar al día es más barato que ser un ignorante, aunque da más trabajo.Los ojos se te van a los deportes, final de la copa de europa, el fichaje más caro de la historia.No será el último.
Te ha saltado un pixel a un ojo, frótatelos.
Hay una foto de una mujer pero está muy pixelada, se mueven y la emborronan. No se ve nada. Igual es un fallo del servidor. No te preocupes que tu no eres, tú ves bien.
Pero no ves que le falta uno.

Una mujer que lleva 26 años en una cama, un respirador artificial y tuvo un hijo pero lo tuvo que dar en adopción por que no se podía hacer cargo de él.
Veintiseis años sin moverse de una cama y solo puede hablar y mover la cabeza, eso es como lo del gallego, el de la película del Bardem.Quiere que le ayuden a morir y tú tienes un gusto amargo en la boca, como métálico, como deben de sentirlo los ahorcados.Y ahora no puedes apartar la vista de la pantalla, ya lo has leído todo y la foto ya no es tan borrosa.Al final la ves, a la mujer tumbada, y aún permaneces un rato mirándola. Tiene cara de cansada, como la cara que va teniendo tu madre desde hace unos años.Te estás enjabonando la cabeza en la bañera y aún la ves y cierras los ojos y los apretas y ves manchas amarillas y grises como la niebla sucia de los puertos.


Tienes una media erección, otro día lo hubieses hecho, te gusta masturbarte bajo la ducha.Hoy las manos no te responden.
Buenas noches

10 comentarios:

laura dijo...

un curioso y descarnado relato, no se muy bien lo que decir, me ha dejado muy impactada.
Creo que esa impotencia de la que hablas...esas imágenes que se te quedan grabadas en la retina....
me parece que todo eso lo hemos sentido alguna vez....

Un saludo.

Laura

pepe montero dijo...

Es curioso cómo a veces el cerebro retiene imágenes mezcladas. Pero si no fuera por eso, no habría nada de qué escribir, de qué sentir.

Es original el título, La Pixelización Sentimental, muy bien elegido. Los micro cuadritos que a modo de partículas,y de forma implacable se incrustan en la conciencia.

A mi, tambien me pasa, sobre todo por la noche, pero cuando me doy cuenta de que me perturban o deprimen, con un simple abrir y cerrar de ojos, me deslizo por el ventriculo cerebral como un bombero por la barra de acero, acudo a la región encefalo posterior, (que es donde están las fantasías eróticas) y procedo a cascármela tan ricamente, mientras le bajo las bragas y, apoyo mi mejilla junto a la nalga de alguna despixelada ninfa, que acude sumisamente a inspirarme desde algún pliegue del cortex límbico que encripta la lascivia.

¿Qué tal fue el flamenquito?.

pepe montero dijo...

Qué pasa con vosotros-as, pedazo de canallas insensatos. Vaya interés en participar. Si no hay comentarios en el folleto, ni siquiera un exabrupto o epiteto, si no se activan las citas, ¡so catetos!, el coitus interruptus te la inflama, el que ha puesto el pico, no se empalma, y queda en higo chunbo la soflama. A qué ensayar tanta utopía,
si no dejáis ni un gorgorito, ni un dime, ni un direte a estos puntitos. El silencio no es oro, ni el tiempo en comentar, asta de toro; es olvido, indiferencia, duermevela, es decir, "lo que ha escrito éste, me la pela". Si seguís sin corear estas retretas, yo me deszito, me corto la coleta.

LUIS ROSER RODRIGUEZ dijo...

Opino como Pepe chicos, la verdad es que este blog (que por cierto he pedido a gente seria que conozco con blog de temática literaria, debería de tener más contenido.
Así que a ver si me asombrais con algo interesante.

Un saludo a todos

estrellaesol dijo...

Retuve la imagen tras el impacto durante unos días. Ahora guardada en el cajón desastre ha llamado con los nudillos. -Si te escucho, te leo, te veo...no te he olvidado

columna dijo...

Despixelización diaria, no querer que todos los no números estén correctos o tan siquiera estén. Luchar para que suceda el milagro de no convertir la vida en algo cotidiano, en un eructo de la carne y sus vertientes. Yo también pido lo reversible ante el pixel pixel.

columna dijo...

Despixelización diaria, no querer que todos los no números estén correctos o tan siquiera estén. Luchar para que suceda el milagro de no convertir la vida en algo cotidiano, en un eructo de la carne y sus vertientes. Yo también pido lo reversible ante el pixel pixel.

Flor Moreno dijo...

Que conste que ya habia decidido comentar antes de la provocación.
Cuando leo un relato en segunda persona me cuesta formar las imagenes de la historia; es como si yo fuera la protagonista y alguien me siguiera por el pasillo, a la cocina, al ordenador, a la ducha, que entrara en mi pensamiento...

Luis que bien haces estos relatos. Un besico Flor

Mikaela-z dijo...

Luis, ¿Iiteresante quiere decir algo de interés ? ¿ público o privado? Yo es que no soy interesante, y la verdad, que despierto poco interés, tampoco es que tenga demasiado interés en algo, es lo que tiene no ser, si al menos fuese, pero claro, no soy y no puedo interesarme ni interesar. A veces, intento un nivel alto de interés para interesarme por algo que pueda se objeto de mi interés, pero el único que alcanza niveles insospechados es el de mis préstamos, que cada vez, suben y suben sin tener en cuenta la posterior caida del auribor, pero bueno, en la próxima revisón tal vez... En la proxima revisión, igual me nace un interés incipiente que cuidándolo un poco se hace suficintemente grande como para tenerlo en cuenta.

Sigo esperando.

Una desisteresada.

Mikaela-z dijo...

Por cierto ¿quién es laura dijo...?

No me interesa que conste.